Las nuevas torres de Babel: la traducción en los organismos oficiales

Los organismos oficiales internacionales como la UE o la ONU son auténticas Torres de Babel en las que conviven un gran número de idiomas, por lo que el papel que desempeñan los traductores es prácticamente imprescindible. No obstante, el acceso a un puesto de trabajo en alguna de sus oficinas requiere una gran preparación y conocimiento de la profesión para poder superar diversas pruebas y entrevistas personales.

10 jun 2013 en Actualidad sobre traducción - Lectura: min.

traducción
Para trabajar en organismos oficiales, los traductores deben pasar por exámenes escritos y orales.

Las sedes de los organismos oficiales como la de las Naciones Unidas o las que conforman la Unión Europea son auténticas Torres de Babel, dado que en ellas cohabitan un gran número de lenguas oficiales –sólo seis de las más de 100 que podrían ser en el caso de la ONU, pero hasta 23 en la UE-.

Se puede afirmar, por tanto, que el trabajo que desempeñan los traductores tanto en dichas oficinas como en las cumbres o encuentros internacionales es prácticamente indispensable para favorecer la comunicación en muchos ámbitos.

De ahí que el camino que tienen que recorrer quienes deseen hacerse un hueco en algún organismo oficial suele ser complejo y difícil, además de muy disputado, dada la recompensa profesional –no sólo económica- e incluso personal que se puede llegar a conseguir.

Por ejemplo, el servicio de traducción al español que existe en la sede principal de Nueva York de las Naciones Unidas está compuesto por una media de 50 traductores y revisores internos y un equipo de freelances y colaboradores de número variable, que pueden traducir al año unas 62.000 páginas, es decir, unos 20 millones de palabras. Destaca, además, que cerca del 80% de estas traducciones se realizan en el ámbito interno del propio organismo.

Y, ¿qué es necesario para poder acceder a alguno de estos puestos? Actualmente en la ONU trabajan diferentes perfiles de profesionales relacionados con el mundo de la traducción –intérpretes, terminólogos, redactores de actas, correctores, becarios, etc.- que, además de poseer el correspondiente título universitario de traducción –o equivalente- deben tener como lengua materna uno de los idiomas reconocidos como oficiales y el conocimiento imprescindible de otros dos.

Por otra parte, se valora especialmente el conocimiento de una cuarta lengua oficial, el disponer de amplios conocimientos de cultura general y la especialización en campos como el derecho o la economía –aunque se deberá estar preparado para traducir documentos de todo tipo de temas: medioambiente, terrorismo, ciencia, etc.-.

Y si se cumplen estos requisitos, se podrá acceder a alguno de los concursos internacionales que se convocan generalmente cada 3 años para cubrir las vacantes que vayan quedando –normalmente por jubilación-. En estos concursos los candidatos deberán superar un examen escrito que se compone de 4 pruebas:

  • Un texto general en inglés
  • Un ejercicio de opciones múltiples
  • Un texto en otro idioma oficial y
  • Un texto en inglés especializado

Quienes obtengan las mejores notas en esta prueba podrán acceder a un examen oral que constará de dos partes:

  • Una traducción a vista de un párrafo –que se puede preparar durante media hora y se leerá ante un tribunal- y
  • Una entrevista personal definitiva en la que se valorará las aptitudes del candidato –su profesionalidad, su capacidad de organización y planificación, sus habilidades comunicativas, su espíritu de equipo, etc.-.

A cambio, en las Naciones Unidas se ofrece una formación de 6 meses y un puesto de trabajo con dos años de prueba tras los cuales se podrá optar a un contrato permanente en el que, eso sí, se deberá trabajar siempre al máximo nivel y con la mayor rapidez.

0 Me gusta

Deja tu comentario

INFORMACIÓN BÁSICA SOBRE PROTECCIÓN DE DATOS
Responsable: Verticales Intercom, S.L.
Finalidades:
a) Envío de la solicitud al cliente anunciante.
b) Actividades de publicidad y prospección comercial por distintos medios y canales de comunicación de productos y servicios propios.
c) Actividades de publicidad y prospección comercial por distintos medios y canales de comunicación de productos y servicios de terceros de distintos sectores de actividad, pudiendo implicar la cesión de los datos personales a dichos terceros.
d) Segmentación y elaboración de perfiles para finalidades de publicidad y prospección comercial.
e) Gestión de los servicios y aplicaciones que proporciona el Portal para el Usuario.
Legitimación: Consentimiento del interesado.
Destinatarios: Se prevé la cesión de los datos a los clientes anunciantes para llevar a cabo su solicitud de información sobre los servicios anunciados.
Derechos: Tiene derecho a acceder, rectificar y suprimir los datos u oponerse al tratamiento de los mismos o a alguna de las finalidades, así como otros derechos, como se explica en la información adicional.
Información adicional: Puede consultar la información adicional y detallada sobre Protección de Datos en traduccion365.com/proteccion_datos

Si te ha interesado, aquí tienes más